¿Tú te tejes?... amigurumi, trascendencia y crochet

21:09:00



Amigurumi, trascendencia y crochet
Amigurumi, trascendencia y crochet

¡Ta chán! por fin con este primer post queda inaugurado el blog de Planeta y Punto!!!

No se si a otras blogueras les ha pasado lo mismo pero aunque estoy acostumbrada a escribir en otros blogs (sobre arquitectura) este es el primer post de este  "mi" blog, y es tal vez el post que más tiempo me ha costado escribir y  a la vez el que más interés y emoción me suscita ¡vaya paradoja! y es que el camino a la libertad y la soberanía personal se teje con hilo a fino.

Y cuando hablo de tejer inevitablemente hablo de crochet, que es mi pasión, para mi significa hablar de hilos, tejidos, mallas, crecimiento, trascendencia, evolución, interacciones o emociones, y eso no siempre es fácil de hilar.

No escapo a la idea de que es posible crecer y madurar, que en nuestra esencia está la trascendencia y evolucionar, y que lo hacemos a través del conocimiento, de la tradición, de la experiencia y del error ¡bendito error!. Somos seres humanos que tejen su propia trama social y personal, y somos, como el crochet,  el resultado de uniones y desuniones en busca de la perfecta unidad indivisible.


Lo que está claro es que si pretendes ser feliz no te queda otra que tirar del hilo de la madeja llamada vida un poquito todos los días y tejerte lo mejor posible, con cariño y mucha paciencia, pero si tiras del hilo un poco más te toparás de frente con la realidad de que tu madeja tiene una cantidad limitada de hilo y entonces tendrás que aceptar que formas parte de un gran tejido universal, que eres tan sólo un punto tan vital como necesario para sujetar la unidad de la creación y que en tus manos está dejar la labor terminada y bien rematada.

Ahora bien, siempre puede pasar en algún punto que una tiene el hilo pero no tiene el ganchillo, o el alfiler, y es cuando constatas que sin las herramientas adecuadas el resultado no es el mismo. Pero  mejor no me enrrededo con esto y vuelvo al hilo....

Me gusta decir que los humanos somos amigurumis con patas. Y digo amigurumi porque parece ser que decir muñeco o juguete tejido no es muy "in" ni está tan de moda como decirlo en japonés. A lo que iba...

¿Conoces el amigurumi? 

Estos  muñecos tejidos a crochet cuya esencia y objetivo es la creación de vínculos afectivos y amistosos son tiernos y entrañables, pero sobretodo son "muy ellos", tejidos y hechos con una finalidad concreta... y con mucha intención. 

¿Ves la misma analogía que yo? Si no la ves no pasa nada, será que estamos hechos de madejas  diferentes...  

Así que a estas alturas de la vida me tejo a diario, conozco mi hilo y el ganchillo que le corresponde, pero sobretodo acepto la grandeza de ser un simple punto. Me tejo para que el gran tejido social sea más humano, sabiendo que muchos somos los puntos en espera, y lo hago riendo, cocinando, disfrutando en pareja, jugando con los peques o cuidando el huerto. Me tejo trabajando, tomando un café, escuchando música o no haciendo nada... pero me tejo.

Y es que cualquier excusa es buena para tejer-se . Si tú también eres de los que te tejes sabes de sobra de lo que hablo: te felicito,  te doy la bienvenida y te dejo la puerta abierta...

Por cierto: ¿Tú cómo te tejes?

Patri







Artículos relacionados que seguro te interasan

0 Comentarios